Aconcagua al Día
La verdad a diario

- Publicidad -

Diputadas y endeudadas: Los pasivos por créditos universitarios que afectan a cuatro parlamentarias del FA

En un Congreso considerado elitista y alejado del Chile real, cuatro parlamentarias electas -Catalina Pérez (RD), Gael Yeomans (IL), Camila Rojas (IA) y Natalia Castillo (RD)- conversaron sobre su posición frente al endeudamiento en la educación, las medidas que tomarán como colectividad para combatirlo y de qué manera esta situación les genera cercanía a la realidad de sus representados. “Es distinto vivir esta realidad que imaginarla”, aseguran.

El próximo recambio en el parlamento trae nuevas caras a los escaños de la Cámara de Diputados. Con ellas también aparecen sociedades, acciones en empresas, inmuebles, automóviles y en el menor de los casos, pasivos asociados a los nuevos representantes. El Desconcierto revisó sus declaraciones de patrimonio y recopiló los montos que deben los nuevos parlamentarios por concepto de educación. 

En esta situación se encuentran cuatro diputadas electas del Frente Amplio, quienes presentan millonarios pasivos por concepto de créditos universitarios para financiar las carreras que cursaron en distintas universidades del país. Una realidad que no es tan común en un Congreso donde la mayoría de sus representantes provienen de la elite no sólo política, sino también económica.

- Publicidad -

Conversamos con Catalina Pérez (Revolución Democrática), Gael Yeomans (Izquierda Libertaria), Camila Rojas (Izquierda Autónoma) y Natalia Castillo (RD) sobre los orígenes de sus adeudos, su posición frente al endeudamiento en la educación y cómo este detalle les genera cercanía a las problemáticas de la ciudadanía.

Catalina Pérez (RD), deuda de $18.672.676 por fondo solidario: “Si la política se ha distanciado de la gente es porque se han naturalizado ciertos privilegios”

Facebook: Catalina Pérez Diputada

La parlamentaria elegida por el distrito 3, que comprende las comunas de Calama, María Elena, Ollagüe, San Pedro de Atacama y Tocopilla, estudió Derecho en la Universidad Católica del Norte y financió su carrera mediante el Fondo Solidario de Crédito Universitario entregado por el Mineduc. Su deuda es la más alta dentro de las diputadas electas del Frente Amplio.

Para Pérez, el hecho de estar endeudada por ese motivo “contribuye a que entendamos que personas con problemas comunes, podemos y debemos hacer política. Si ésta se ha distanciado de la gente es porque se han naturalizado ciertos privilegios de una ‘clase política’ que se habla a si misma y se desconecta de las necesidades de los territorios”.

Sobre el quehacer para revertir la lógica del endeudamiento, la abogada declara que apostará por el programa de FA para trabajar en este asunto. “Los movimientos sociales hace bastante tiempo venimos defendiendo la educación y eso implicad que como estado nos hagamos responsables de un nuevo sistema que no reproduzca ni aumente las desigualdades de hoy”, cuenta.

Gael Yeomans (IL), deuda de $13.762.844 por fondo solidario: “Hay establecimientos que han cerrado por lucro y aún así sus estudiantes quedan con deuda”

Facebook: Gael Yeomans

La diputada de Izquierda Libertaria apareció hace unos días en La Segunda como la única parlamentaria electa en el distrito 13 que había informado pasivos en su declaración de patrimonio. Este monto corresponde a una deuda por crédito universitario para financiar la carrera de Derecho en la Universidad de Chile.

“La gracia de que otras personas ingresaran al Congreso y no las mismas élites de siempre, es reflejo de que tenemos deudas que arrastramos y eso se condice con la realidad de todos los chilenos y chilenas”, argumenta Yeomans sobre la empatía con que desarrollará sus labores parlamentarias.

Otra preocupación de la futura diputada es la realidad a la que se ven enfrentados los estudiantes de las universidades que han entrado en crisis durante el último tiempo. “Hay instituciones que han lucrado y que incluso han mermado la oportunidad de que los estudiantes puedan terminar sus carreras. Los establecimientos cierran y los estudiantes quedan con deuda”, comentó.

Camila Rojas (IA), deuda de $4.660.000 con la U. de Chile: “Que se acabe el endeudamiento usurero y exista condonación”

Facebook: Camila Rojas Valderrama

Estudió Administración Pública en la Universidad de Chile y realizó un Magíster en Gestión y Políticas Públicas en la misma institución. Camila Rojas costeó gran parte de su carrera con becas. Por ejemplo, en su segundo año se adjudicó la Beca Bicentenario (que cubre el arancel de referencia), al igual que la Beca Equidad que corre por parte de la universidad y financia el monto que no costea el beneficio del Mineduc. El pasivo de la militante de IA incluye un año de magíster y una parte de la deuda de su primer año de pregrado.

Rojas hace hincapié en que su adeudo es bajo en comparación a los altísimos montos que deben pagar los universitarios que se ven obligados a acceder a este método de financiamiento en la educación. Según la parlamentaria electa, “la deuda nos asegura el acceso a derechos que deberían estar asegurados”.

Igualmente, la administradora pública valora que ante la injusticia de la deuda educativa se produzca organización en quienes la enfrentan. “Como IA presentamos, en el marco de la campaña de Beatriz Sánchez, el fin efectivo del CAE. Mantenemos esa posición y medidas, queremos que se acabe el endeudamiento educativo usurero y exista condonación”, declaró.

Natalia Castillo (RD), deuda de $3.007.098 por fondo solidario: “La Nueva Mayoría casi le puso una lápida a la gratuidad universal al no presentar el proyecto del CAE”

Facebook: Natalia Castillo

El 2009 la diputada electa por el distrito 10egresó de la carrera de Derecho en la Universidad de Chile. Desde ese momento, y con las ganancias en los distintos trabajos que ha tenido en estos 9 años, la abogada ha pagado una cifra cercana a los $12 millones. En sus proyecciones, estima que terminará de pagar la cifra en dos o tres años más.

Castillo valora los avances que han habido respecto a las demandas estudiantiles, que en algunos casos siguen siendo insuficientes, pero distan de la realidad de su época universitaria. “La única posibilidad que tuve fue estudiar con financiamiento por el fondo solitario. Recién estaba hablándose de educación gratuita, pero a fines de los ’90 lo que se estaba peleando era el arancel diferenciado”, declara.

“Es distinto vivir el endeudamiento que imaginarlo. Yo viví lo que es estudiar y trabajar, además fui madre soltera, entonces conozco esa realidad y que en general somos las personas de origen más humilde las que resultan más desfavorecidas”

Sobre el fin al Crédito con Aval del Estado y su condonación, la diputada electa indicó que el tema es un desafío para el FA y su partido. “La Nueva Mayoría casi le puso una lápida a la gratuidad universal al no presentar el proyecto del CAE. Hoy con un gobierno que derecha es más complejo avanzar en esa materia”, indica.

Fuente: El Desconcierto

Deja un comentario